...mis fotos

A la izquierda Potosí y a la derecha Cochabamba, el río Caine es la frontera entre ambos departamentos...

23.11.13

José Carrera: ‘En América Latina se necesita tener agua en casa las 24 horas del día’

Es vicepresidente corporativo de Desarrollo Social de CAF banco de desarrollo de América Latina y estuvo de visita en Bolivia para participar del taller “Manejo integral del agua en Bolivia. Logros y tareas pendientes” y la presentación del libro Equidad e inclusión social de América Latina: acceso universal al agua y saneamiento. Explica que las políticas públicas deben apuntar con prioridad a generar las condiciones para que la población joven pueda ofrecer sus capacidades y valores para el desarrollo de la región.

— CAF impulsa la equidad social en los proyectos que financia, ¿en ese marco cuán importantes son los jóvenes en América Latina?
— Es importantísimo. América Latina ha tenido una época muy buena en los últimos años, un crecimiento muy alto y ha logrado reducir la pobreza, más de 40 millones de personas han salido de ella. La inequidad también ha sido reducida pero aun así somos la región más desigual e inequitativa del mundo, entonces la tarea pendiente es la equidad y la inclusión social. Hay que tomar en cuenta que en la región más del 80% de las personas vivimos en ciudades y de este monto el 25% vive en tugurios, en favelas, villas y en condiciones precarias. Una primera reflexión es que en el nivel rural hay mucha inequidad y desigualdad y una gran parte de la población en las ciudades sufre de lo mismo.
Una segunda es que en las ciudades se genera el 60% del Producto Interno Bruto (PIB), más del 60% de la riqueza se genera en las grandes ciudades, y hay que reconocer que unas seis de las grandes ciudades de América Latina crecen más lentamente que el promedio de crecimiento del país. ¿Qué significa esto? que en lugar de ser las locomotoras ahora se han convertido en el vagón de cola que está frenando el desarrollo. Varias razones, entre ellas: malos sistemas de transporte, de salud y agua que impiden un acceso pleno. El tema de las ciudades requiere importancia adicional por el hecho de que representan centros de producción importante para los países. Y aquí entro en el tema de la juventud, América Latina es una región altamente joven, entre el 2020 y 2025 la población económicamente activa (PEA) llegará a su pico más alto.
— ¿Qué significa?
— Tendremos la oportunidad maravillosa de un bono demográfico en el sentido de que habrá más gente joven que niños y adultos con la posibilidad de aportar al desarrollo de la sociedad. Esto ya ha sido un hecho importantísimo en otras regiones del mundo. Pero este bono demográfico va a ser posible siempre y cuando los jóvenes tengan la oportunidad de empleo, trabajo y la capacidad de aportar y producir. Lamentablemente observamos que aún en estas condiciones favorables es un riesgo porque no son aprovechados con su valor de creación y pueden convertirse en una carga demográfica y ser una fuente de frustraciones. Mientras el desempleo en la región es del 7%, en algunas ciudades se duplica y en otras llega al 20%. Es importante encaminarse en una senda de desarrollo competitivo —que impulsa la CAF— que no se base sólo en las ventajas comparativas, en mejores precios de las materias primas, sino en generar las condiciones de una sociedad que produzca con mayor valor agregado. Puede lograrse invirtiendo en infraestructura económica y social (puertos, aeropuertos, gasoductos, sistemas de energía, conectividad, internet, agua potable, alcantarillado, salud, vivienda, seguridad ciudadana, ciudadanía). Hay que fortalecer el capital social a través de educación de calidad, es fundamental.    
— Estamos contra el tiempo y con jóvenes capacitados que hoy están buscando empleo, ¿no deberían ser tomados en cuenta en las políticas públicas actuales?
— Ahí está parte del corazón de la solución, precisamente los jóvenes entre 16 y 26 años. Es una generación maravillosa que puede vincularse al sector productivo. Una de las estrategias que CAF impulsa es la educación para el empleo y la productividad. Para las personas que no están trabajando en este momento es importante ganar competencias que les permitan formarse en lo que demanda la sociedad, la industria en la región. Acompañar estos esfuerzos para la formación y el empleo es importante así como la formación para la productividad dirigida a personas que están trabajando y requieren competencias distintas a las adquiridas, como por ejemplo en industrias que sean más sofisticadas en el uso de tecnologías con el fin de que ya no hagan procesos manuales o que usen computadoras. Esto es parte del esfuerzo que la región tiene que hacer. Un tercer pilar es la formación para la ciudadanía, para la vida, en valores de trabajo de equipo, en solidaridad, en elementos dedicados al compromiso con el más débil y vulnerable.
— ¿CAF logra incentivar estos conceptos entre sus clientes, países de la región?
— La respuesta es positiva. Los programas de agua y saneamiento con una visión integral ayudan mucho a la inclusión y a la equidad porque son las personas más vulnerables las que no tienen agua. Por eso es importante tener una cobertura universal de agua y saneamiento, y tratamiento de aguas residuales. Estudios de CAF señalan que hasta 2030 se puede llegar a esta meta; no es una fecha loca, son apenas 17 años y con inversiones anuales del 0,3% del PIB se puede lograr la cobertura universal. No es una utopía.
— ¿Cómo acelerar esto?
— Reconocer que los Objetivos del Milenio son importantes y que han sido rebasados. Se planteaba tener agua a 100 metros de distancia de donde uno habita, en América Latina se necesita tener agua en casa las 24 horas del día, de calidad óptima y para todos, que no se segmente y haya servicios de agua para ricos y pobres o unos reciban a toda hora y otros no. Bolivia y varios países en la región ya están invirtiendo más del 0,3%. Esto se tiene que acompañar con esfuerzos de fortalecimiento institucional. También se debe trabajar en la demanda, el buen uso del recurso agua, la contaminación y eso es responsabilidad de todos.
 
Perfil
Nombre: José Carrera
Profesión: Economista
Cargo: Vicepresidente Corporativo de Desarrollo Social de CAF
Economista experto en temas de desarrollo
Nació en Quito. Estudió Economía en la Universidad Católica del Ecuador. La maestría y doctorado los cursó en la Universidad de Notre Dame (EEUU). Durante su época de estudios trabajó en diversos empleos como cortar trigo, césped, fue vendedor ambulante en una empresa japonesa. Luego de culminar sus estudios universitarios fue director de Políticas Fiscales y Financieras en el Banco Central del Ecuador. También fue asesor de varios ministros del área económica. Asumió como viceministro en las carteras de Economía y Finanzas y del Tesoro y Presupuesto. También trabajó en el sector bancario de casas de valores y administradoras de fondos. Es parte del equipo de CAF desde hace 15 años; fue representante en Bolivia de 2003 a 2008.


Svetlana Salvatierra
10 de noviembre de 2013
Publicado en El Financiero 

Buscar en este blog

...lo más leído del blog en un mes