...mis fotos

A la izquierda Potosí y a la derecha Cochabamba, el río Caine es la frontera entre ambos departamentos...

10.5.11

22 comunidades inician negocio forestal con Baba Carapa

No sólo tala sino madera predimensionada (secada y cortada) comercializarán 22 organizaciones comunitarias forestales de Ixiamas, Porvenir y Guarayos en el mercado nacional. Fueron capacitadas por Baba Carapa, programa de PUMA Fondo Ambiental.
Empresas exportadoras bolivianas de muebles de madera tienen intenciones de negocio, anunció Juan Carlos Chávez, gerente general de PUMA FA. También iniciarán conversaciones con asociaciones de carpinteros para conocer sus necesidades de contar con materia prima de calidad.
La primera producción estará lista a fines de año. Los tres Centros Comunitarios de Negocios Forestales (Confor) estarán instalados y en operación en julio. Allí se acopiará y procesará la madera seleccionada de los bosques por las Organizaciones Forestales Comunitarias (OFC) y las Asociaciones Sociales del Lugar (ASL).
En el baba carapa (en idioma takana) o Casa Grande del Yanacona se realiza cada principio de año una ceremonia anual en honor de los beneficios que da el bosque: agua, frutos, alimentos, viento, energía y salud de sus habitantes. De ese concepto proviene el nombre del programa impulsado por PUMA Fondo Ambiental. 
Las Escuelas de Proyectos y de Gestión están concluyendo la capacitación. En Ixiamas, norte de La Paz, empezarán las acciones de inversión de las OFC y ASL. Ellas son socias de los Confor.
El primer paso para avanzar en este desarrollo rural comunitario es verificar que todos los que dicen ser parte de la comunidad estén registrados, que sus estatutos sean claros para operar el manejo del bosque. “Es crucial para su trabajo”, afirmó Chávez.
Luego realizarán el censo de aprovechamiento maderable en el bosque. “Saber qué madera y en qué lugar está la que se aprovechará está en función de los mercados”. En el caso de maderas desconocidas se buscará algún nicho de mercado, agregó.
Esta actividad se realiza bajo la normativa de la Ley Forestal vigente y de los procesos exigidos por la certificación del Sello Verde, reconocido internacionalmente por el manejo sustentable del bosque, especialmente amazónico.
En un mes y medio empezarán las actividades de lindeo, corte,  arrastre, carguío, transporte hasta los Confor, que están en plena construcción, precisó.
“La idea es que dentro del bosque ellos identifiquen sus potencialidades y a futuro el objetivo es profesionalizarlos a nivel técnico que les habilite para trabajar o capacitar en otras comunidades”. Las mujeres son capacitadas en temas administrativos.
No fue fácil iniciar el Baba Carapa, recuerda. “ La primera sensación fue de desconfianza”, porque tenían promesas incumplidas. Sin embargo, el movimiento que genera la construcción de los Confor “cambia la percepción”. La inversión por cada centro modelo es de aproximadamente dos millones de dólares.
De esta forma, los habitantes de estas zonas alejadas de centros urbanos, poco accesibles por falta de caminos y falta de servicios básicos se formalizan y enfrentan el desafío de mejorar su calidad de vida, y luchar contra la tala ilegal.
Empleo y equipos en los confor
Los Confor generarán de 30 a 40 empleos en su inicio y en siete años serán más de 400 empleos; además de promover la creación de empresas de servicios.
El equipamiento incluye aserraderos industriales y digitalizados y 2 ó 3 hornos de secado en los tres Confor.

‘Se les da una especie de subvención para operar’
Juan Carlos Chávez
Gerente General de PUMA FA
“La madera que se encuentra en El Alto es de tercera, cuarta y menor calidad. Esta madera lo que está haciendo es empobrecer al bosque y a las comunidades al mismo tiempo. Se empobrece el consumidor de las ciudades porque un mueble no durará lo mismo que uno hecho con madera de calidad. Se trata de ver cómo podemos mejorar la oferta para el consumidor urbano de lo que tienen estas comunidades alejadas. Empezamos con 22 ASL y TCO (llegaremos a 55 en siete años) con las que tenemos contratos firmados de donación con carga. Es decir que PUMA FA les da una especie de subvención para que vayan teniendo un capital de operaciones, que no tienen. Se espera enfrentar al “habilito”, el intermediario que les paga por dejar sacar la madera que quieran. Ahora ellos saben cuál es el valor real de la madera. Puede haber perdidas, pero en el manejo de diversas especies pueden encontrar oportunidades. Los participantes están cursando en las Escuelas de Gestión temáticas administrativas para manejar los recursos”.

‘La evaluación ambiental estratégica es un referente’
Evelyn Taucer
Gerente General de Simbiosis

“El Programa Forestal Baba Carapa está contribuyendo a los objetivos nacionales de reducción de la pobreza y conservación de los bosques naturales, beneficiando a más de 5.000 familias indígenas y campesinas. (Simbiosis es la empresa que realizó la Evaluación Ambiental estratégica). La evaluación sirve para tener un referente para Baba Carapa sobre los elementos más relevantes en términos de su impacto en los ecosistemas, el involucramiento de los actores, de los habitantes de la áreas boscosas. Hemos seguido la metodología respectiva (no es lo mismo que el Estudio de Evaluación de Impacto Ambiental) según el marco legal y de las políticas (sectoriales). Los Confor que habrá en Ixiamas, Porvenir y Urubichá pretenden ser modelos. Tres industrias forestales comunitarias autosostenibles e inclusivas que brindan espacios para acopio, servicios de transformación y agregación de valor a los productos del bosque y de capacitación permanente técnica especializada de las organizaciones forestales comunitarias”.

Svetlana Salvatierra. Publicado en El Financiero, 8 mayo 2011

Buscar en este blog

...lo más leído del blog en un mes